Fue su amor…

Publicado el día

Fue su amor
todo un bosque
y gozó tenazmente de lo dulce y lo amargo de la vida terrible.
Gozó hasta deshacerse
hasta rasgar su carne con un verde relámpago
y sufrió
y lloró pájaros.

Lo menos escondido de su carne
era la levadura del alba, la alegría
de todos los insectos, el zumbido
en las lentas arterias de los árboles.

Su rubor: el crepúsculo.

Mil ojos que miraban hacia dentro,
–cada gota de miel en cada fruto–
de aquel pozo desnudo que en sus labios
rebosaba de labios aún no abiertos,
eran ya, aunque sin nombre,
lo que espera,
lo otro.

Por azar o milagro se quebró la vasija
y el barro volvió al barro.

Por azar, separados de su centro invisible
–madurar es mirarse en un espejo roto–,
dio la rosa sus pétalos al azar de la brisa
y por puro milagro, rota ya la corteza
de la granada oculta en lo oscuro del vientre,
se tiñeron las aguas de sangre verdadera
y el barro nuevamente volvió a surgir del barro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Luis Bartolessi

lbartolessi

Luis  Bartolessi

Me gano la vida desarrollando webs en Java, PHP, javascript, o tocando el saxofón, según vengan las cosas. Me interesan la filosofía, los medios de comunicación, la antropología, la tecnopolítica. Leo mucho Lacán, Zyzek, Foucault, Evguen Mozorov, Carola Frediani, Duccio Canestrini, Silvia Federici, Mohsin Hamid, Amin Maalouf, Yourcenal, Wittgenstein, etc, etc...

Perfiles de redes sociales


https://bartolessi.org

?>